BLOG

Hablemos de la próstata Urología 24/01/2019

Hablemos de la próstata

La próstata es una glándula masculina cuya función principal es producir liquido prostático rico en nutrientes para los espermatozoides. Se encuentra situada a la salida de la vejiga y rodea la uretra. Las patologías que pueden afectar la próstata principalmente son dos, el cáncer de próstata y la hiperplasia benigna de próstata (HBP).

Actualmente se recomienda a partir de los 45 años consultar al urólogo para hacer “screening” de las enfermedades prostaticas.

Cada año en España se diagnostican 30.000 nuevos casos de pacientes con cáncer de próstata. Es común que el cáncer de próstata no produzca síntomas. Es fundamental la detección precoz para ofrecer tratamientos curativos.

Mucho mas prevalente es la hiperplasia benigna de próstata, dicha enfermedad causa síntomas urinarios (dificultad para iniciar la micción, chorro flojo o intermitente, urgencia miccional, levantarse a orinar por la noche). Se estima que un 50% de los hombres a los 50 años  pueden presentar síntomas y hasta un 80% de los hombres a los 80 años los presentan.

Durante los chequeos urológicos se indican las exploraciones para el diagnostico de la hiperplasia y el cáncer de próstata. Dichas exploraciones suelen ser una ecografia urológica, una analítica y una flujometria (prueba que mide la presión del flujo urinario).

Los tratamientos para el cáncer de próstata detectado a tiempo suelen ser curativos y mínimamente invasivos.

La elección del tratamiento de la hiperplasia benigna de próstata se basan en la gravedad de los síntomas y en una evaluación integral del paciente. Existen recomendaciones de cambios en el estilo de vida, tratamientos farmacológicos y cirugía.

En la actualidad los tratamientos quirúrgicos mínimamente invasivos como las técnicas con laser han ganado terreno convirtiéndose en las terapias de elección.

La nueva tecnología láser permite un menor sangrado intraoperatorio y una estancia hospitalaria entre 24-48 horas. Dicha intervención no afecta la función sexual.

La cirugía se lleva a cabo a través de la uretra sin cortes en la piel, el láser permite una pronta recuperación y un regreso a la vida cotidiana precoz.

Dr. Edgar Rodriguez Ramirez

Urólogo.